Una introducción a la usabilidad

Una introducción a la usabilidad

Una introducción a la usabilidad

¿Cómo definir la usabilidad? ¿Cómo, cuándo y dónde mejorarlo? ¿Por qué debería importarte?

Este es el artículo definiremos algunos conceptos claves y responderemos algunas preguntas básicas.

Definición de Usabilidad

La usabilidad es un atributo de calidad que evalúa la facilidad de uso de las interfaces de usuario.

La palabra «usabilidad» también se refiere a aquellos métodos para mejorar la facilidad de uso durante el proceso de diseño.

La usabilidad se define por 5 componentes de calidad:

  • Capacidad de aprendizaje: ¿Qué tan fácil es para los usuarios realizar tareas básicas la primera vez que se encuentran con el diseño?
  • Eficiencia: una vez que los usuarios han aprendido el diseño, ¿con qué rapidez pueden realizar las tareas?
  • Fiabilidad: cuando los usuarios vuelven al diseño después de un período de no usarlo, ¿con qué facilidad pueden restablecer la competencia?
  • Errores: ¿Cuántos errores cometen los usuarios, qué tan graves son estos errores y con qué facilidad pueden recuperarse de los errores?
  • Satisfacción: ¿Qué tan agradable es usar el diseño?

Hay muchos otros atributos de calidad importantes. Una clave es la utilidad, que se refiere a la funcionalidad del diseño: ¿Hace lo que necesitan los usuarios?

La usabilidad y la utilidadm son igualmente importantes y en conjunto determinan si algo es útil, ya que poco importa que algo sea fácil si no es lo que quieres.

Tampoco sirve si el sistema puede hacer hipotéticamente lo que quieres, pero no puedes hacerlo porque la interfaz de usuario es demasiado difícil.

Para estudiar la utilidad de un diseño, puedes utilizar los mismos métodos de investigación de usuarios que mejoran la usabilidad.

  • Definición de utilidad = si proporciona las características que necesita.
  • Definición de usabilidad = cuán fácil y agradable son estas características de usar.

¿Por qué la usabilidad es importante?

En en mundo online, la usabilidad es una condición necesaria para la supervivencia.

Si un sitio web es difícil de usar, la gente se va. Si la página de inicio no indica claramente qué ofrece una empresa y qué pueden hacer los usuarios en el sitio, la gente se va. Si los usuarios se pierden en un sitio web, se van. Si la información de un sitio web es difícil de leer o no responde las preguntas clave de los usuarios, se van. ¿Notas un patrón aquí? No existe tal cosa como que un usuario lea el manual de un sitio web o, de lo contrario, pase mucho tiempo tratando de descubrir una interfaz.

Hay muchos otros sitios web disponibles; salir es la primera línea de defensa cuando los usuarios encuentran una dificultad.

La primera ley del comercio electrónico es que si los usuarios no pueden encontrar el producto, tampoco pueden comprarlo.

Las mejores prácticas actuales exigen gastar alrededor del 10% del presupuesto de un proyecto de diseño en usabilidad. En promedio, esto duplicará con creces las métricas de calidad deseadas de un sitio web. Para el software y los productos físicos, las mejoras suelen ser más pequeñas, pero aún sustanciales, cuando se enfatiza la facilidad de uso en el proceso de diseño.

Para los proyectos de diseño interno, piensa en duplicar la usabilidad como recortar los presupuestos de capacitación a la mitad y duplicar la cantidad de transacciones que realizan los empleados por hora. Para diseños externos, piensa en duplicar las ventas, duplicar el número de usuarios registrados o clientes potenciales, o duplicar cualquier otro indicador clave de rendimiento (KPI) que haya motivado tu proyecto de diseño.

¿Cómo mejorar la usabilidad?

Hay muchos métodos para estudiar la usabilidad, pero el más básico y útil es la test de usuarios, que tiene 3 componentes:

  • Ponte en contacto con algunos usuarios representativos.
  • Pide a los usuarios que realicen tareas representativas con el diseño.
  • Observa lo que hacen los usuarios, dónde tienen éxito y dónde tienen dificultades con la interfaz de usuario. Deja que los usuarios hablen.

Es importante probar a los usuarios individualmente y dejar que resuelvan cualquier problema por su cuenta. Si los ayudas o diriges su atención a alguna parte en particular de la pantalla, has contaminado los resultados de la prueba.

Para identificar los problemas de usabilidad más importantes de un diseño, normalmente es suficiente probar a 5 usuarios. En lugar de realizar un estudio grande y costoso, es mejor realizar muchas pruebas pequeñas y revisar el diseño entre cada una para que pueda corregir las fallas de usabilidad a medida que las identificas.

El diseño iterativo es la mejor manera de aumentar la calidad de la experiencia del usuario. Cuantas más versiones e ideas de interfaz pruebes con los usuarios, mejor.

Los test de usuarios son diferentes de los focus group, que son una manera deficiente de evaluar la usabilidad del diseño. Los grupos focales tienen un lugar en la investigación de mercado, pero para evaluar los diseños de interacción, debes observar de cerca a los usuarios individuales mientras realizan tareas con la interfaz de usuario. Escuchar lo que dice la gente es engañoso: hay que observar lo que realmente hacen.

¿Cuándo trabajar la usabilidad?

La usabilidad juega un papel en cada etapa del proceso de diseño. La necesidad resultante de múltiples estudios es una de las razones por las que recomiendo que los estudios individuales sean rápidos y baratos. Aquí están los pasos principales:

  1. Antes de comenzar con el nuevo diseño, prueba el diseño anterior para identificar las partes buenas que debes conservar o enfatizar, y las partes malas que causan problemas a los usuarios.
  2. Prueba los diseños de tus competidores para obtener datos baratos en una gama de interfaces alternativas que tienen características similares a las tuyas.
  3. Realiza un estudio de campo para ver cómo se comportan los usuarios en su entorno cotidiano.
  4. Realiza prototipos de papel de una o más ideas de diseño nuevas y pruébelas. Cuanto menos tiempo inviertas en estas ideas de diseño, mejor, ya que tendrás que cambiarlas en función de los resultados de las pruebas.
  5. Redefine las ideas de diseño que prueban mejor a través de múltiples iteraciones, pasando gradualmente de prototipos de baja fidelidad a representaciones de alta fidelidad que se ejecutan en el ordenador. Prueba cada iteración.
  6. Inspecciona el diseño en relación con las pautas de uso establecidas, ya sea de tus propios estudios anteriores o investigaciones publicadas.
  7. Una vez que decido e implementado el diseño final, pruébelo nuevamente. Los problemas sutiles de usabilidad siempre se arrastran durante la implementación.

sNo aplace las pruebas de usuarios hasta que tenga un diseño completamente implementado. Si lo haces, será imposible solucionar la gran mayoría de los problemas críticos de usabilidad que la prueba descubre. Es probable que muchos de estos problemas sean estructurales, y solucionarlos requeriría una gran arquitectura.

La única forma de obtener una experiencia de usuario de alta calidad es comenzar con las pruebas de los usuarios al principio del proceso de diseño y seguir realizando pruebas en cada paso del camino.

¿Dónde probar test?

sSi ejecuta al menos un estudio de usuarios por semana, vale la pena construir un laboratorio de usabilidad dedicado.

Sin embargo, para la mayoría de las empresas está bien realizar pruebas en una sala de conferencias o en una oficina, siempre que puedas cerrar la puerta para evitar distracciones.

Lo que importa es que consigas usuarios reales y te sientes con ellos mientras usan el diseño. Un bloc de notas es el único recurso que necesitas.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.